Aprendizaje bajo demanda.

Una plataforma es una estructura que sostiene diversos elementos. Puede ser física o digital. Las plataformas digitales sostienen apps, usuarios, contenidos, sitios, dispositivos y demás. Las plataformas son como capas y entre más delgadas y amplias, más capitalización tienen. Las plataformas sirven para conectar al mercado con sus deseos o necesidades. Las mejores plataformas del mundo son de las mejores empresas del mundo. Facebook te conecta con la amistad y las relaciones a través de su plataforma. Microsoft con la productividad. Disney con el entretenimiento. Cuando no entendemos esto, pensamos que Facebook nos da una app o que Microsoft nos renta una suscripción a sus servicios o que Disney gana con sus películas. No. Como sus propósitos están claros, como su entendimiento de lo que están conectando es preciso, estas compañías pueden evolucionar bien. Esto es parte de la sesión homeschooling para mi hijo de trece años el día de hoy. Ahora está grabando un video explicativo al respecto. PADs, las quiero y ahora les pido un favor: dejemos de reverenciar a la escuela tradicional donde el conocimiento es impartido bajo la idea de «en caso de que lo necesite». Esto significa que la apuesta está en aventar un montón de información con la esperanza de que «algo» de esto le sirva a nuestros hijos. Lo de hoy y el futuro es aprendizaje «bajo demanda» donde aprendemos lo que necesitamos para ejecutarlo en el momento e ir resolviendo los problemas de la vida. Me encantaría que en diez años mi hijo tuviese una audiencia grande con la cual pudiese lanzar proyectos y conectar geniales relaciones y experiencias. Aprenderse el nombre de los virreyes de la Nueva España, las fechas importantes de la historia universal y memorizar las leyes más destacadas de nuestra constitución suena bien, pero no es lo que lo va a catapultar al futuro. Y me encanta la historia. Y creo que es importante la cultura general, pero es eso: general y algo que puede ir adquiriendo en los márgenes, no como una cuestión central. Detractores: hablamos en una década porque lo que opinan y están ejecutando versus lo que yo opino y estoy ejecutando sólo podrá compararse entonces. Hoy son meras apuestas.

Print Friendly, PDF & Email

¿Qué opinas? Únete a la conversación.